La ley es para todos

3
182

En el 2011, Shamir Fernández Hernández siendo diputado local, fue uno de los beneficiados con el FIAT número 70 de las notarías que se entregaron por parte del gobierno del Estado. Fernández, es cómplice de la mega deuda de Coahuila, en aquel entonces aprobó y permitió, como diputado, que ésta fuera posible, lo cual hace pensar que es una de las razones para que recibiera el FIAT como notario.

En la actualidad es parte de la LX Legislatura del H. Congreso del Estado de Coahuila de Zaragoza. Y como este medio lo ha referido en notas pasadas, también ejerce como notario. Cuando el artículo sexto de la Ley del Notariado de Coahuila,  expresa que: “El ejercicio de la función del notario es incompatible con el desempeño de cargos de funcionario o empleado al servicio de los tres Poderes del Estado o de la federación (…) o Estatal”.

El diputado respalda su función como notario en el último párrafo del artículo antes mencionado. Que a la letra dice: “Se exceptúan de las incompatibilidades señaladas, los cargos docentes, asistenciales y electorales”. Se entiende como cargos electorales, aquellos servidores públicos del INE (Instituto Nacional Electoral) o del IEC (Instituto Electoral de Coahuila). Por lo tanto Fernández no encuadra en este supuesto.

Además el artículo 108 Constitucional, nos explica que: “Se reputarán como servidores públicos a los representantes de elección popular”. Shamir Fernández Hernández encuadra en este supuesto, ya que fue electo en las elecciones del 2014.  Por último, el artículo 31 de la Constitución del Estado de Coahuila, nos habla que la condición de servidor público del Estado, independientemente de la categoría, es incompatible con el desempeño de cualquier otro cargo.

El artículo 19 de la Ley del Notariado en su último párrafo señala que serán nulos los instrumentos que autorice el Notario que tenga incompatibilidad conforme a esta Ley y responderá de los daños y perjuicios que cauce a las partes. Además de las sanciones que correspondan.

Aunque la Ley también es clara en que si las personas que comparecieron ante el notario lo hicieron de buena fe, su acto será válido, pero el notario continúa con la responsabilidad y deberá recibir la sanción pertinente.

Esta investigación busca que usted conozca el otro lado de las leyes y la forma en cómo buscan beneficiar a los servidores públicos en funciones. Dejo a su consideración, querido lector .las conclusiones del mismo.

3 COMMENTS

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here