El Presidente de los Estados Unidos de América, Donald Trump, festejó que la misión bélica contra Siria fue todo un éxito y añadió que, con la inversión millonaria que su gobierno le inyectará al ejército, consolidarán al grupo militar más fuerte que ha tenido el país en toda su historia.

A penas el 11 de abril Trump amenazó por medio de su cuenta de twitter a Rusia advirtiéndole que estaba preparado unos poderosos misiles inteligentes y añadió que el gobierno de Vladimir Putin no debería ser socio del régimen de Bashar al – Ásad, quien fue acusado por atacar con armas químicas a su propia población.

Además, el presidente estadounidense añadió que el ataque perpetrado el día de ayer fue preciso y perfecto y agradeció a Francia y al Reino Unido su sabiduría y el poder de sus buenos militares.

Por lo pronto, Theresa May, Primera Ministra Británica, declaró que podría repetirse otro bombardeo en caso de que Bashar al – Ásad vuelva a utilizar armas químicas contra su población, explicando que ese tipo de acciones son un peligro para toda la humanidad.

Por otra parte, el gobierno ruso,  liderado por su primer ministro, Vladimir Putin, y país amigo de Siria, lanzó una amenaza a Estados Unidos, Reino Unido y Francia mediante un comunicado difundido por el embajador de Rusia en Estados Unidos, Anatoly Antonov, advirtiendo que, a raíz del bombardeo, habrá consecuencias y que el país de Putin se siente bajo amenaza.

Además, señaló que el gobierno de los Estados Unidos no tiene el derecho moral de señalar a Siria por tener y fabricar armas químicas, ya que ellos son los mayores poseedores de este tipo de armamento en todo el mundo.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, haz un comentario
Por favor, pon tu nombre aquí