investigación deuda, influencias y gastos sobre secretaría de inversión público productiva de Miguel RiquelmePortada Reportaje
Image default

El 3 de agosto de 2022, 10 mineros se quedaron atrapados en un pocito de carbón, conocido como «El Pinabete», dentro del municipio de San Juan de Sabinas, Coahuila. A casi seis meses de distancia, los trabajos de rescate continúan y, de acuerdo con las autoridades, están cerca de terminar.

Rescate en «El Pinabete» estaría cerca

Durante la conferencia de prensa mañanera, el presidente López Obrador dijo que están cerca de llegar a los cuerpos de los 10 mineros que tienen casi seis meses atrapados y pidió a la coordinadora nacional de protección civil, Laura Velázquez, que emita un informe para dar a conocer a la ciudadanía el avance de los trabajos.

«Se está avanzando bien, bastante bien. Le vamos a pedir hoy a Laura que emita un informe, la directora de Protección Ciudadana. Pero que vamos bastante bien, ya estamos, pues yo diría que cerca de rescatar los cuerpos, porque se ha estado trabajando. Pero hoy tenemos el informe«., agregó López Obrador.

Millonario rescate de mineros en El Pinabete

El rescate de los 10 trabajadores mineros que continúan atrapados en El Pinabete ha representado un costo importante para el Gobierno Federal.

La Comisión Federal de Electricidad entregó un contrato por 629 millones de pesos al Grupo Construcciones Planificadas, para el rescate de los 10 cuerpos.

El contrato entre la dependencia y la empresa tiene un plazo de 300 días, iniciando el 4 de noviembre de 2022 y finalizando el 30 de agosto de 2023.

El accidente que desembocó en la tragedia fue provocado por la inundación del pocito de carbón cuando los trabajadores estaban haciendo trabajos de extracción del mineral en su interior.

Te puede interesar | Responsable de Mina El Pinabete es detenido en Sabinas

Los primeros peritajes arrojaron que, al lado de El Pinabete, una mina clausurada estaba inundada y, en dado momento, sus paredes cedieron, anegando también la explotación minera que no contaba con los permisos suficientes para garantizar la seguridad de los trabajadores.

Hasta el momento, el dueño de la empresa, Luis Rafael García-Luna Acuña se mantiene prófugo de la justicia, mientras que Cristián «N», encargado de la obra, continúa detenido.

Artículos Relacionados

Septiembre, mes de la represión, o El Conde en Coahuila

Gustavo García Torres

Irregularidades, retrasos y falta de consenso: Los desafíos de la obra pública en Torreón

Editorial

Autos chocolate: ¿qué son y cómo legalizarlos?

Editorial
Cargando....