Image default
Portada » La primer guerra tecnológica de la era digital
Columnas Destacadas Opiniones

La primer guerra tecnológica de la era digital

“Los países deberán elegir entre un internet con valores occidentales y otro basado en los principios de un gobierno comunista autoritario.”

  Mike Pompeo, Secretario de Estado del Presidente de E.U.A. Donald Trump

La pandemia provocada por el coronavirus ha traído ganadores y perdedores en todo el mundo, mientras algunas empresas hacen estragos por mantenerse a flote y sobrevivir, otras se han beneficiado considerablemente. En este rubro se ubican las plataformas digitales tanto de occidente, particularmente las del bloque estadounidense conocidas como GAFAM: Google, Amazon, Facebook, Apple y Microsoft.. Así como las del lejano oriente focalizadas en China y denominadas BATH: Baidu, Alibaba, Tencent y Huawei. Las cuales, además de incrementar sus ganancias en lo que va del año, apuntalan la economía digital hacia la primera mitad del siglo XXI dentro de la turbulencia económica, política y viral.

El confinamiento alrededor del planeta de millones de personas con actividades múltiples, encontraron en las distintas plataformas digitales una poderosa herramienta para comunicarse, trabajar, alimentarse y entretenerse, dando como consecuencia el aceleramiento en la conformación de una sociedad digital activa y de alto consumo. Los datos que arrojan las corporaciones tecnológicas de ambos bloques geoeconómicos,  son un  indicativo de como han incrementado mercado, elevado sus utilidades y en la mayoría de los casos sus acciones se han revalorizado. 

El bloque Occidental GAFAM 

Google, que dirige el hindú Sundar Pichai, reportó vía su casa matriz Alphabet, un incremento en sus ingresos por 41,000 millones de dólares, un 13% más que el año anterior. Amazon por su parte se beneficia por partida triple, por un lado sus ventas crecen en comercio electrónico minorista, por el otro; muchas empresas que han tenido que cerrar sus oficinas pero manteniendo sus operaciones con sus empleados trabajando vía remota, ha generado una fuerte demanda de sus servicios en la nube, ambos casos derivaron en que la acción de la empresa de Jeff Bezos subiera un 23.6%, ubicándose en 2,900 dólares, el precio mas alto en Wall Steet. El caso de Facebook es significativo ya que sus usuarios a partir del confinamiento elevaron un 42% su tiempo de navegación en esta red social, sus ingresos en el primer trimestre del año aumentaron un 18% llegando a los 17,700 millones de dólares y en medio de la pandemia su fundador Mark Zuckerberg, lanzó la herramienta Shops para crear tiendas en línea y así contribuir a expandir el comercio electrónico y dinamizar la economía. Apple sigue mostrando una sorprendente fortaleza y un increíble modelo de negocio, el lanzamiento de su nuevo iPhone 5G, la venta de accesorios como el Apple Watch y los AirPods que arrasan en ventas, han logrado conjuntamente que este gigante tecnológico capitaneado por Tim Cook, obtenga una capitalización de mercado de 1.5 billones de dólares, convirtiéndose en la primera compañía de Estados Unidos en alcanzar esa cifra de bursatilización.

Microsoft, consiente del enorme desafío, su presidente ejecutivo el también Hindú Satya Nadella, ha llevado a ofrecer herramientas y plataformas para brindar soluciones ante el nuevo entorno. Las videollamadas a través de su herramienta Teams crecieron un 1,000% tan solo en marzo, mientras 183,000 instituciones educativas en 175 países utilizan esta herramienta para temas de educación. Países como Italia, España, Noruega, Suecia, Kuwait y Japón entre muchos otros, mantienen informados a sus ciudadanos por medio de Microsoft 365, mientras que Estados Unidos y Canadá; adaptan Power Apps y Power Platform para agilizar sus procesos internos e integrar y facilitar la comunicación de diferentes dependencias entre sus funcionarios de manera más efectiva. El uso de sus servicios en la nube Azure, en las regiones afectadas por el confinamiento se incrementó en un 775%, todo esto en su conjunto impulsó el valor de mercado bursátil de la empresa la cual alcanzó una cifra record que rebasó el billón de dólares.

El bloque Oriental BATH

Baidu (百度), el motor de búsquedas líder en China que dirige su cofundador Robin Li Yanhong, disparó sus ganancias en un sorprendente 219%, reportando 437 millones de dólares durante el primer trimestre del año, mientras sus usuarios activos diarios llegaron a 222 millones, un 28% más que el año anterior. Alibaba (阿里巴巴), la empresa más grande de comercio electrónico de China, fundada y presidida por el nacido en Hangzhou, Jack Ma; quien mediante su vital intermediación entre los fabricantes chinos de productos útiles para combatir el Covid-19 y la enorme demanda global de los mismos, experimenta un acelerado crecimiento, paralelamente a ser uno de los principales donadores internacionales en forma masiva de equipo de protección a más de 150 países. El gigante chino reportó ingresos por 16,000 millones de dólares, un aumento del 22% en el primer trimestre del 2020. Tencent (腾讯) del emprendedor Ma Huateng originario de Chaoyang, ha ganado jugando, y es que los ingresos de la empresa aumentaron 15.2 mil millones de dólares, un 26% durante el primer trimestre del año en curso derivado de la alta demanda de sus videojuegos. Huawei (华为), empresa del fundador y presidente Ren Zhengfei originario de Anshun, es un caso no solo especial, sino emblemático. El primer trimestre del año en curso el dragón de la tecnología reportó una facturación de 25 mil 762 millones de dólares, un 1.4% más interanual, pero con un ritmo mucho menor de crecimiento al registrado en el mismo periodo del año anterior. Huawei atraviesa por momentos difíciles y de enormes retos: libra una feroz batalla comercial con Estados Unidos, el veto comercial al que ha sido sometido lo restringe al acceso de mercados, así como a los servicios, actualizaciones y aplicaciones populares de la estadounidense Google; lo que dificulta la captación de nuevos compradores de sus equipos de comunicación, esto; aunado a la baja de las ventas de hasta un 20% de teléfonos celulares en todo el mundo debido al impacto del coronavirus y la incertidumbre económica, con todo ello la corporación del lejano oriente se mantiene en un segundo lugar, seguido de Samsung y por encima de Apple como fabricante mundial de teléfonos inteligentes de calidad a precios accesibles.

A esta legión de empresas tecnológicas digitales, se suman una gama de otras innovadoras de ambos bloques que están en sincronía compitiendo fuertemente para posicionarse en el mercado de distintos segmentos y nichos de la industria, tales como Tesla, Netflix, Spotify, Zoom, Twitter, Xiaomi (小米集團), iQiyi (奇艺), TikTok (抖 音), Kuaishou (快手) y Netease (网易云音乐). 

Te puede interesar: El primer encuentro en la Casa Blanca

La nueva cortina de hierro digital

Entre estos positivos números y exitoso crecimiento de porcentajes inesperados en plena pandemia que muestran el enorme esfuerzo y despliegue empresarial de innovación,  creatividad,  investigación, así como de fuertes inversiones en ambos bloques para el desarrollo de la industria tecnológica digital por la conquista de cada vez más mercados, destaca poderosamente el tema de Huawei, ya que su caso marca en la historia, el inicio de la primera guerra tecnológica de la era digital. Esta confrontación más allá de los teléfonos inteligentes tiene como eje central la tecnología 5G, por  la enorme cantidad de datos derivados de la misma, considerando que en la actualidad los datos son más valiosos que el petróleo, denominados oro negro; y quien tiene el control sobre los datos, controla un país. 

Bajo esa lógica, Estados Unidos fue que impuso barreras arancelarias y no arancelarias a la telefónica china, lo que podría transitar y contaminar a las demás tecnológicas como lo confirma el reciente caso de TikTok (抖 音), la popular aplicación de videos cortos del dragón asiático que ha sido descargada 2,000 millones de veces, a la que Facebook y Snapchat ven como una amenaza competitiva, y de la que se rumora en circuitos tecnológicos y financieros podría ser adquirida por Microsoft, en ese entorno, el Secretario de Estado norteamericano Mike Pompeo, manifestó que la App podría ser bloqueada en territorio estadounidense, ya que los usuarios de esta plataforma corren el riesgo de que su información caiga en manos del Partido Comunista Chino, lo que semanas después el Presidente de Estados Unidos, Donald Trump confirmó, alegando cuestiones de seguridad nacional, por lo que incluso podría utilizar poderes económicos de emergencia o una orden ejecutiva para hacer cumplir la acción. Ello podría expandir la guerra tecnológica ya iniciada, para conducir al levantamiento -como en Berlín- de una nuevo muro o cortina de hierro digital que divida a las corporaciones tecnológicas de los dos bloques al interior de Internet, con consecuencias limitativas, de compatibilidad y de usabilidad para los consumidores; dadas las implicaciones e intereses por el enorme valor económico y financiero aquí analizado, además de las repercusiones geopolíticas que hoy toman una connotación diferente, en la búsqueda de la supremacía por el mercado, el control de datos y de la nueva economía digital.

Artículos Relacionados

Los Dragones de Troya: Desafíos por la Supremacía Multipolar

Alejandro Nava Femat

El conducto de contagio del coronavirus de Estados Unidos hacia Guatemala

Editorial

EU recomienda a sus ciudadanos reconsiderar una visita a Coahuila

Editorial
Cargando....