Image default
Portada » Política, polarización y vacuna en tiempos de COVID-19
Destacadas Lo cotidiano Noticias regionales

Política, polarización y vacuna en tiempos de COVID-19

Editorial | @RedesPoder

Por fin inició el plan nacional de vacunación. México se convirtió en el primer país latinoamericano en recibir la vacuna y, tras una serie de protocolos, ya se están aplicando las primeras dosis en personal de salud de la Ciudad de México, Coahuila, Estado de México, Querétaro e Hidalgo.

La pandemia causada por la enfermedad COVID-19 ha sido extenuante para todas y todos. Las miles de muertes, millones de infecciones, parálisis económica y la polarización han abonado a crear una atmósfera nociva y poco nutritiva para la generación de una sana e interesante opinión pública.

Por una parte, el Gobierno Federal, encabezado por Andrés Manuel López Obrador, es señalado por la oposición como oportunista ya que, según sus adversarios, éste ha aprovechado la coyuntura de la vacuna para sacar raja política de cara al proceso electoral que se pondrá en marcha el próximo primero de enero.

La Federación, como parte de la estrategia, optó por concentrar las importaciones, resguardo, traslado y aplicación de las vacunas, dejando de lado a las entidades federativas y, hasta antes del domingo, a la iniciativa privada.

¿La estrategia fue diseñada sólo con la intención de sacar motín político? La realidad es que, para molestia de muchos, la pandemia fue en 2020, justo un año antes de que se lleven a cabo las elecciones más fornidas de la historia mexicana. Como cualquier político, el Gobierno Federal intentará sacar adelante el Plan de Vacunación primero, para poder regresar a la normalidad y, segundo, evidentemente para consolidad la imagen de la cuarta transformación en el electorado.

En contraste, la oposición ya formó un bloque integrado por el PAN, PRI y PRD, junto a organizaciones de la sociedad civil, en el que buscarán restarle poder e influencia política al partido oficial en las próximas elecciones. Pareciera que, en lugar de estar preocupados por la situación sanitaria y la grave crisis de salud que vivimos todas y todos, quieren aprovechar cualquier traspié o tropezón de la federación para devorar un poco del pastel que, hasta el momento, Morena se ha comido solo.

Te puede interesar: Por fin llegan vacunas contra la COVID-19 a Coahuila

Definitivamente el manejo de la pandemia no ha sido el adecuado. Mediáticamente ha fallado el modelo de comunicación y las estadísticas no han ayudado en nada. La Federación, por una parte, cree que han hecho todo muy bien y, sus adversarios, consideran que se han quedado cortos.

Entre dimes y diretes queda la población. Hoy los 128 millones de mexicanos y mexicanas estamos incluidos en un paquete que los políticos hambrientos están dispuestos a obtener. La saliva que brota de sus lenguas es el indicio claro de que el apetito de poder es monstruoso.

Hoy, como ciudadanos y ciudadanas, nos queda saber discernir entre lo que es necesario y lo que simplemente es una movida política. Nos toca entender que, en este momento, nosotros y nosotras somos quienes tenemos la sartén por el mango. A partir del primero de enero seremos testigos de una guerra mediática nunca antes vista; todos contra el presidente y el presidente y su aparato político contra todos.

¿Quién ganará? Lamentablemente, si las cosas siguen así, los únicos desplazados, como siempre, seremos las y los ciudadanos.

Artículos Relacionados

Desestima IMSS Coahuila falta de vacunación a sus trabajadores

Editorial

Inicia vacunación para maestros y maestras de Coahuila

Editorial

Llegan a Coahuila 131 mil activos para segundas dosis y maestros

Editorial
Cargando....