Image default
Portada » Crean en Coahuila figura «Notarios del Pueblo»
Lo cotidiano

Crean en Coahuila figura «Notarios del Pueblo»

El ex gobernador del estado de Coahuila, Rubén Moreira Valdés, presentó una iniciativa de ley que terminó en decreto que planteó la idea de crear una figura paralela a la del notario público para que atendiera sólo a personas de escasos recursos. Esta figura la llamó «notario del pueblo» y formó parte de una reforma a la Ley del Notariado del Estado de Coahuila.

La iniciativa, que fue presentada a la diputación permanente desde agosto de 2012, se le dio lectura, discusión y aprobación hasta diciembre de 2017, ya con Miguel Ángel Riquelme como nuevo mandatario estatal.

«Se crea la figura a nivel nacional a favor de quienes menos tienen; el notario del pueblo, el cual gozará de fe notarial, a fin de poder llevar los trámites de las personas de bajos recursos sin generar honorarios.» Señala el decreto.

La reforma al artículo segundo de la Ley del notariado incluyó a la figura del notario del pueblo y lo definió de la siguiente manera:

«Los Notarios del Pueblo son servidores públicos, dependen de la Dirección de Notarías, con una función social, la prestación de sus servicios es gratuita para personas de escasos recursos o que se encuentren dentro de un programa de regularización de la tenencia de la tierra, para la administración pública estatal a través de sus dependencias y para aquellos asuntos que expresamente le encomiende el titular del Ejecutivo del Estado.»

La diferencia entre un Notario público convencional y la nueva figura es que el último no cobrará por sus servicios, será empleado del gobierno del estado y estará a las órdenes del gobernador en caso de que éste le pida alguna encomienda relacionada con el otorgamiento de escrituras, tierras y demás trámites en los que son competentes.

Moisés Picazo, especialista en transparencia, cuestiones electorales y rendición de cuentas, nos dio su opinión acerca de la creación de esta figura y la relación e influencia que podría tener en las próximas elecciones.

«Definitivamente va en ese sentido, por eso el defensor de oficio nunca ha funcionado. El notario del pueblo es una figura de tipo decorativo con el fin de atraer votos. Son medidas populistas y electoreras. El defensor de oficio que está en los juzgados, es una persona que está pagada por el gobierno del estado, pero nunca han trabajado de la mejor manera, con los notarios del pueblo podría pasar lo mismo. Van a tratar de legalizar actos que muchas veces son del tipo ilegales, porque el notario va a dar fe de expropiaciones de tierra o del despojo de las mismas, cabe el riesgo de que legitimen actos ilegales. La figura de notario del pueblo empodera más el ejecutivo, no beneficia más al ciudadano.» Declaró.

Cargando....