Portada Reportaje
Image default
Colaboraciones

La dolce vita

¿Así que quieres exprimirme,

hasta extraer la última gota de vino en mi cuerpo?

Te he descubierto.

Ahora prepara tu copa y embriágate.

Llena tus labios de la dolce vita.

 

Tú me has descubierto, entonces.

El vino puede ser muy amargo.

La vida no es tan dulce.

La resaca es dura y nunca es placentera.

Los placeres traen consigo consecuencias.

El éxtasis es finito.

 

No hay nada más.

Entonces…

¿Qué hará que te quedes todavía?

Artículos Relacionados

Las direcciones de protección civil deberían evitar tragedias

Editorial

Mamá de Sugey Parra, desaparecida en Sinaloa, sufre accidente carretero

Editorial

¿Cómo reparar el daño de Édgar Rodríguez? Esto dice la ley

Editorial
Cargando....