El artesano Gabino González Santiago, originario de Wichaochis, municipio de Carichí en la sierra chihuahuense, ha tomado la iniciativa de crear cubrebocas singulares y ponerlos a la venta en la ciudad de Torreón, Coahuila.

Vestidos con ornamentos propios de su cultura serrana, Gabino comenzó con el tejido de sus cubrebocas en respuesta a la preocupación de proteger a sus seres queridos frente a la epidemia que aqueja a la comunidad.

Un día, cuando escuchaba las noticias, me enteré que los médicos ya no tenían suficientes cubrebocas, y me preocupé mucho por mi familia y amigos y decidí hacer algo. es ahí que empiezo a buscar el diseño, pero sin perder mi identidad. Encontré cómo hacer un cubreboca muy mío“.

Normalmente, Gabino es un artesano que construye pulseras, collares, aretes, anillos y otras piezas de uso común, decoradas con los rítmicos diseños de la cultura que le vio nacer y crecer, pero esta vez, las circunstancias a las que el mundo entero ha sido orillado le inclinan a crear el aditamento más común en ésta época virulenta.

Y es que una vez que mostró sus creaciones a sus amistades y familiares, el negocio salió a flote.

Te puede interesar: “No tenemos protección, nuestra única esperanza es que el gobierno utilice su fuerza”; Colectivo ante tala ilegal en sierra Tarahumara

Empecé a compartir con los amigos que están aquí en Torreón y con mi familia que también lo están usando. Me salieron muchos clientes que me pedían los cubrebocas y se volvió un sustento para mi familia. Hoy, por día estoy haciendo dos, tanto para hacer dinero como para cuidar a la gente con mis cubrebocas. Y sin perder mi raíz ni mi identidad rarámuri“.

La prenda lleva un filtro debajo del diseño en algodón que decora el rostro. El diseño, propio de la sierra chihuahuense, consta de figuras picudas, generalmente coloreadas de un sólo tono representativo de la cosmovisión rarámuri.

Los picos representan la montaña, los colores alegres, el amarillo, a nuestra tierra; y el rojo, la sangre de mis ancestros. El blanco al fondo representa cuándo nacemos, ya que con el tiempo vamos coloréandonos pues todos los seres humanos son todos blancos al nacer, porque no tienes malicia“.

El cubrebocas tiene un costo de 50 pesos y se debe pedir con Gabino, por vía Facebook.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, haz un comentario
Por favor, pon tu nombre aquí